Síguenos en las redes sociales:

Facebook Twitter YouTube

Portada | Regional | Estatal | Nacional | Internacional | Policial | Economía | Deportes | Entretenimiento | Tecnología | Insólito | Hemeroteca
 
 



Mexicanos en el extranjero… no nos olviden

Fecha/hora de publicación: 30 de marzo de 2018 10:37:19

Muchos de nuestros hermanos mexicanos emigran por diversos motivos a los Estados Unidos y uno de los más mencionados, es la falta de oportunidades de empleo, lisa y llanamente nuestro país genera más personas que las que pueden conseguir un trabajo formal o hasta en el peor de los casos informal.

Atrás dejan familias, amigos y recuerdos que poco a poco se van borrando de sus mentes y pronto olvidan el idioma español o castellano, olvidan sus raíces y costumbres y como dice el dicho aplican la del “al pueblo que fueres has lo que vieres” cuando menos piensan se olvidan de los frijoles, papas, calabazas, nopales y quelites, su dieta cambia por motivos de ser mas prácticos a las “burguers” pizas, hot dogs y otras ricuras culinarias que se gozan en la Unión Americana.

Atrás quedan los azadones para la limpia en la labor del abuelo o del padre, se olvidan casi de todo lo que por años fueron sus instrumentos de uso diario, ya no recuerdan el camión urbano sonajiento y brincón que por siempre usaron para ir al centro o la camioneta vieja y desvencijada que les daba rait del rancho al mercado Juárez, ahora pasean en un vehículo moderno y cómodo que les permite enfrentar la dura tarea de trabajar en las tierras del Tio Sam.

Ya no habrá más huaraches, ahora usaran puros tenis de marca y ropa de la “gualmar o de la ros” los más pudientes de las tiendas de marcas reconocidas, con las que nos trataran de apantallar cuando suben fotos al Face, demostrando que fuera del rancho o del barrio encontraron el triunfo o la superación personal, muy bien, solo les pedimos no olvidar que su país es México y que un día de acá salieron, que su idioma es el español no “el mexicano” como de manera peyorativa les ha dado en llamarlo, también les recordamos que los otros coterráneos que llegan igual que ellos, buscando una oportunidad van con sus mismos sueños, salir adelante porque en “su país” no pudieron encontrar lo mismo que ellos buscaron y no encontraron, bastantes veces hemos escuchado de personas que ya viven y gozan del sueño americano, aunque sea viviendo de manera ilegal, decir lo siguiente “Váyanse a su país no sé qué buscan acá” zas y se completa la historia con el adagio de siempre “El peor enemigo de un mexicano es otro mexicano que se cree americano”

  Regresar a la portada
Selecciona la ciudad
Planets Delicias Chihuahua Juárez
Radioteleton 2017

Columnas de El Chilero
Estos espacios de expresión únicamente reflejan el punto de vista de los autores.


1) Bronco: Se vio muy bien, aunque se notó que en el fondo no le gustan los comentarios en su contra. Es como un peje norteño de ideas conservadoras, que solo entró a la campaña para intentar quitarle votos a su contraparte sureña.



Deberá de elegir un representante que si lo represente y un empleado que si reciba indicaciones ya que el empleado es simplemente eso un empleado y la peor este empleado no produce nada y el día que produce, produce leyes en contra de quien lo contrato, se vuelve déspota, huraño, agresivo, arrogante; en cuanto le dicen que si se quedara con el puesto que solicito vía el voto de los ciudadanos que con sus impuestos pagaran su sueldo y eso los convierte en subordinados del pueblo, no en los que atacan al pueblo.



El caso del enfermero de la muerte Jorge Alberto Ceballos, que ha dado la vuelta al mundo, es una de las investigaciones más sólidas con las que cuenta la fiscalía general del Estado, ya que en su realización se han empleado los métodos más sofisticados y técnicas más novedosas para lograr esclarecer este asunto, donde€ perdieran la vida diversas personas, pero que, además, no está del todo concluida, dado el cúmulo de conexiones que tiene, donde se pueden derivar la complicidad de más personas involucradas.



El año que la conocí fui a España por primera vez; bajamos del avión rozagantes y animosos, así que del hotel fuimos a una librería de viejo en el centro de Madrid ”el jet lag nos había hecho lo que el viento a Juárez, tal pareciera, por lo cual Adriana y los niños decidieron acompañarme”. Parecía yo niño en juguetería y me traje un montón de libros de Almudena a un precio ínfimo. Todavía recuerdo la imagen entre graciosa y patética de mis tres entenados "hechos bolita" en una banca, esperándome afuera muriéndose de sueño bajo un sol de órdago.


 
ElChilero.com.mx - ® Todos los derechos reservados 2018